La tecnología que permitirá cargar tu móvil en 5 minutos

La empresa Israelí StoreDot está por revolucionar el mercado de la telefonía móvil, así como el de los ordenadores personales, y hasta la industria automotriz.

Gracias al respaldo de una de las mayores empresas del sector petrolero, y a un jugoso financiamiento de 130 millones de dólares, StoreDot, planea fabricar baterías para teléfonos móviles capaz de recargarse en sesenta segundos, o en el caso de un coche eléctrico en apenas 5 minutos, carga suficiente para un viaje de 500 kilómetros.

Cargar tu móvil en 5 minutos
Así es el cargador de StoreDot

Si lo comparamos con las actuales baterías, las de StoreDot son unos 20 veces más rápidas.

La tecnología en la que la empresa Storedor se basa, es una combinación de una reciente concepción de compuestos orgánicos que tienen la virtud de acumular energía y nanotecnología más eficaz  y más seguro que los actuales sistemas.

Estas nuevas baterías utilizan el litio, pero sustituyen el grafito por una mezcla de metaloides, los cuales son sustancias entre metales y no metales.

Los coches eléctricos también se beneficiaran

Como ya habíamos comentado al principio, no solo los celulares serán los únicos beneficiados, también la floreciente industria de los vehículos eléctricos.

El principal miedo hacia los coches eléctricos es su limitado alcance, y es que al momento de recargar o repostar puede tardar en promedio entre 45 minutos y hasta 4 horas.

Según BloombergNEF se estima que para el 2040 más de la mitad de los coches que se vendan serán eléctricos, esto a medida de que se abaraten los precios y se prolongue la vida útil de las baterías.

Los vehículos de alta gama de fabricantes como Tesla entre otros, tienen una autonomía de quinientos kilómetros, pero la recarga o repostaje sigue siendo su talón de Aquiles, un procedimiento que sigue siendo muy lento.

Casi una realidad

La empresa StoreDot, antes de lanzarse de lleno al mercado de los coches eléctricos, iniciara con la venta de baterías para motos. En los test o pruebas realizadas, ofrecen un alcance de hasta 70 kilómetros.

Por ahora la barrera que les impide vender baterías para coches, es encontrar el método o la forma más eficiente para el enfriamiento de las baterías mientras las mismas están en uso.

Como podemos recordar, el calentamiento de las baterías fue el problema que ocasiono la explosión de muchos de los teléfonos móviles Samsung Galaxy, así como de algunos motores de Tesla.

Según la compañía en su página web “Esta tecnología tienen todo el potencial para convertirse en el estándar de carga rápida».